El coronel no tiene quien le escriba

Autor: Gabriel García Márquez

Pero la mujer no se tomó el trabajo de mirar el paraguas.  «Todo está así», murmuró.  «Nos estamos pudriendo vivos».
El Nobel colombiano publicó esta cortísima novela en 1961.  El libro cuenta la historia de un matrimonio pobre —el del coronel—, el cual literalmente se muere de hambre. 
La trama es corta, sencilla y maestral: el coronel espera su pensión de guerra —la ha esperado durante 15 años—, y se debate entre el comer o el vender un gallo que era de su hijo muerto y que puede traerle fortuna.  El coronel va con frecuencia al correo a averiguar por la carta del gobierno que le da noticias de su pensión, pero siempre regresa con la vergüenza de las manos vacias a enfrentar a su esposa.  Finalmente un día  cartero le dice con perientoridad el nombre de la novela.  Todo esto pasa en un ambiente lluvioso, en un pueblo miserable por donde no pasa ni el tiempo.
Es una obra corta, redonda, que muestra la ignominia de la espera.  No le falta, ni le sobra nada, un libro delicioso que se lee en una hora.
Barcelona, Noviembre 1, 2011

1 comentario:

A. Marques-Rodrigues dijo...

É mesmo um livro delicioso, preciso. E o final, surpreendente, atordoa e faz perguntar: mas por quê?

Publicar un comentario

Las más populares