El estanque del diablo

Autor: George Sand
Feliz sería el hombre del campo si conociese su fortuna
George Sand es el seudónimo que Amantine Aurore Lucile Dupin utilizaba para publicar sus obras.  Nacida en Paris y amantes de varias personalidades —incluyendo Chopin—, Dupin logró posicionarse en el reputado y difícil círculo de escritores de su época, dejando en alto y en claro, que su sexo no le impedía ni tener ideas, ni escribir bien.
Sin duda es lúgubre de consumir sus fuerzas y sus días a perpetrar el seno de la tierra celosa, que se hace arrancar los tesoros de su fecundidad, cuando el pedazo de pan más negro y grosero al final de la jornada, es la única recompensa y la única ganancia para una labor tan dura.
Con el nombre de La Mare au Diable (nombre original en Francés) el lector se imaginaría que leería una obra caótica, imagen de conflictos sociales o de alguna guerra típica de los finales del siglo XIX, pero la obra de George Sand es una simple, bonita, y entretenida novela pastoril.  En ella se cuenta la historia de Germain, un campesino de la campiña francesa, que ya viudo, se ve en la obligación de conseguir una nueva esposa.  Su suegro del primer matrimonio le consigue una mujer que podría beneficiarle, pero al final, el humilde y trabajador campesino, escoge a otra  —una mucho más humilde, pero más persona, que la que su amado suegro le había recomendado—.
La novela es directa y sencilla, mas no por eso carente de encanto.  George Sand la escribió en una semana buscando retratar la simpleza de la vida en el campo —aspecto que logra completamente—, y retratar una historia que escuchó de los que la vivieron.  El estanque del diablo, es una novela corta, sencilla, pero importante pues retrata un modo de vida, una cultura, y unas costumbres que ya no se encuentran en nuestros días.
Barcelona, mayo 2, 2011

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Las más populares